martes, 27 de agosto de 2013

Brandabarbarán de Boliche



Pues no sabría cómo calificar esta lectura. La leí hace tiempo y después de unos años, no sé por qué, he vuelto a releerla.
El título, Brandabarbarán de Boliche, es uno de los caballeros que don Quijote nombra desde lo alto de una loma mientras ve en una explanada acercarse entre ellos dos enormes rebaños de ovejas que para él son dos ejércitos que se van a enfrentar en una batalla.
Lo que ha hecho el autor ha sido coger los principales protagonistas del Quijote y trasladarlos a la niñez, es decir, el propio don Quijote, Sancho Panza, Ginés de Pasamonte, el cura, el barbero, Maritornes, etc. vistos desde su infancia.
Está claro que semejante experimento no podía ser bueno. Es una lectura que yo no recomendaría a nadie, ni siquiera a los peperos y mucho menos a los niños, a los que se supone que dirigida. Creo que los personajes de una obra pertenecen al propio autor que los crea y el resto es falsear la novela y una falta de respeto al novelista y a la novela. Lo mismo me pasó cuando empecé a leer “Al morir don Quijote”, de Andrés Trapiello. Novela en la que el autor pretende suponer lo que habría ocurrido al morir el hidalgo manchego.
A todos aquellos que han perpetrado semejantes anacolutos habría que preguntarles, “¿qué crees que pensaría Cervantes si leyera esto?”.

Argumento: 0
Ambientación: 1
Personajes: 1
Capacidad para seducir al lector: 0

1 comentario:

Benja dijo...

El Quijote lo leí hace tiempo y últimamente me da por releer libros que casi los tenia en el olvido,así que voy a volver a leerlo.
Aunque no he leído este libro estoy de acuerdo contigo.
Saludos