sábado, 27 de diciembre de 2014

La caridad navideña



¿Cuánto puede durar todo el jaleo navideño? ¿Aproximadamente un mes? Visto lo visto durante estos días, los diez días que quedan y los veinte anteriores, no alcanzo a comprender por qué no es Navidad todo el año.
Es durante estos días cuando las conciencias se agitan y a muchos les da por hacer donaciones; pero solamente es este mes, el resto nada de nada.
Yo he estado durante casi un año haciendo un servicio social de manera voluntaria. Lo hacía cuando mis obligaciones me lo permitían. No diré lo que es porque tampoco se trata de ponerme medallas, lo hacía y ya está, no hay más.
Pero he decidido no continuar con ello. Aunque haga una labor minúscula he aportado mi granito de arena, durante los últimos 365 días. Pero estos días he visto a gente que no he visto en todo el año repartiendo felicidad y amor con buenas sonrisas. Eso me ha hecho reflexionar. He sido voluntario durante un año. He realizado un trabajo que yo considero que es necesario y que no debería estar hecho por voluntarios, sino por gente que estuviera haciéndolo no solamente las horas que iba yo a la semana, sino las 24 horas. Pero no. En este país nos hemos acostumbrado a la caridad cuando ésta no debería existir porque es obligación del Gobierno que los ciudadanos tengamos unas condiciones dignas de vida. Suplimos los derechos con caridad y no, no me parece justo. He acabado quemado de cosas que he visto durante todo el año y ver como estos días la gente limpiaba sus conciencias olvidándose el resto del año. Pero lo que más me revienta es que el inquilino de la Moncloa diga que estamos en recuperación. Miente. Mientras haya una sola persona necesitada de caridad continuaremos siendo un país tercermundista en cuanto a necesidades básicas se refiere. Que le pregunten a Cáritas o a Cruz Roja por la situación del país.
Por todo ello he acabado asqueado. Lo que he hecho lo he hecho con mucho gusto, pero creo que no es la solución porque, insisto, deberían ser las 24 horas así que si tan bien vamos que se encargue el Gobierno o su puta madre. Mi conciencia está tranquila.

12 comentarios:

María dijo...

Hola Marino,siento mucho que dejes esa labor humanitaria que venías realizando este último año,creo que de voluntarios/as estamos escasos en este país.
Aunque como dice la palabra es "voluntario" te pregunto:
¿realmente puedes tener la conciencia tranquila aún sabiendo que necesitan de tu labor?
Comprendo tu reivindicación,incluso la comparto,pero ya sea por una u otra razón son ellos los que pierden.
Siempre son los necesitados los que quedan solos.

Besos

Marino Baler dijo...

María: el país está remontando, ¿no has oído a Rajoy? Pronto las necesidades quedarán cubiertas.
Por otra parte, creo que nadie es imprescindible y confío y creo que otro hará mi trabajo mucho mejor, gente cualificada y preparada.
El problema de este país es que el voluntariado ha sustituido a lo que tendría que ser normaly eso no puede ser, ¿qué pasaría si Cruz Roja y Cáritas 'bajaran la persiana' una semana? El desastre sería inmenso. Nos hemos acostumbrado a vivir con la caridad y eso es inconcebible.

Besets

Maikel Urrutia dijo...

Yo he sido voluntario hace unos años de Caritas y Cruz Roja.
También económicamente he ayudado a médicos sin fronteras y otras ONGS... cuando he podido. En Caritas lo dejé, cuando vi que algunos de los que recibían ayudas, se creían que era nuestra obligación darles lo que ellos querían. O sea, si había que darles una cantidad de lo que fuera...querían mucho mas y no había forma de hacerles entender, que detrás había mucha mas gente que también tenían que recibir. Muchas veces tenían un comportamiento violento y ante la posibilidad de tener un disgusto serio..lo dejé. Encima que no cobraba nada y lo hacia por ayudar, no tenia por que aguantar amenazas de nadie para que les diera mas. Por lo tanto estoy de acuerdo contigo Marino, ademas estas organizaciones le estan quitando un problema social enorme al gobierno. Saludos

Marino Baler dijo...

Yo prefería colaborar con mi tiempo... eso de dar dinero no me convence con tantos "Blascos" sueltos. En el momento es que se acostumbran ya se convierte para uno en una obligación. Yo dudo mucho que vuelva a ser voluntario.

Saludos.

Leo dijo...

La caridad es un engaño que crea aún más empobrecimiento.
Es miseria, injusticia y más desigualdad.
Aporta tu pequeño granito de arena con los que te rodean y lo merecen.
Puedes estar tranquilo, repito, la caridad es un engaño que genera mayor pobreza y algunos, que no todos, viven de ella.
Si cada uno aportara sentimientos humananos con todas las personas que le rodean esto no estaría pasando en el mundo.
Hazme caso, empieza la casa por los cimientos más sólidos y cercanos y construiremos un país digno de pertenecer a él.

Un beso.

Maikel Urrutia dijo...

Los sentimientos no dan de comer y la gente tiene necesidades. Por lo tanto si el Estado no las cubre alguien lo tendrá que hacer. El problema es que hay mucho sinvergüenza, que se aprovecha de la crisis.
Que tingueu un bon cap d'any i si beveu no conduir. Salutacions

Leo dijo...

No entiendo tu último comentario Maikel, hay determinados dialectos que no están al alcance de todos los españoles, parece ser que te diriges a mí además de al resto de personas que quieran leerlo, pero yo no me voy a molestar en traducir un idioma que no procede en este blog, a no ser, que el propio autor tome dicha decisión, y en tal caso no seguiré leyendo, no tengo nada en contra, pero aquí y ahora no procede.
En segundo lugar, yo no he dicho que los sentimientos den de comer, pero sí digo que estos generan compasión y generosidad en el ámbito más cercano en el que te encuentres; el problema radica en que el egoismo y la avaricia generan la lucha y desunión entre las personas, y sobre todo entre las más necesitadas, porque si uno no tiene pan para que coman sus hijos hace lo que haga falta; eso da cabida a que el gobierno cree un pueblo empobrecido, dividido y manipulado. Es mi opinión firme, convincente y comprobada.

Un saludo que parece que en tú última frase mandas algo que se parece a dicha palabra.

Leo dijo...

Resulta, que hay muchas personas malas que quieren lavar su conciencia yendo a realizar determinados actos de "caridad" y antes han jorobado (¡¡por ser fina!!) a medio pueblo, ya está bien de tanta hipocresía.

Maikel Urrutia dijo...

Leo...no es un dialecto, si no un idioma como el castellano. Y no va dirigido a ti si no a mi paisano Marino; Simplemente es desear un buen feliz año en mi idioma materno. A mí me han despedido el año en euskera y gallego y no pasa nada. Y si te parece mal…ese es tu problema.

Leo dijo...

Sólo para terminar: Si pones un mensaje en chino, por ejemplo, no creo que te sientas muy cómodo, y mucho menos en un lugar donde no tienes porque contar con un idioma diferente al que se escribe, es muy desagradable estar en una conversación en donde no comprendes nada, y creo que en este caso no había necesidad, pero si iba para tu paisano entonces no tengo nada que objetar ni comentar.

Marino Baler dijo...

Leo: como bien dice Maikel no es ningún dialecto, es un idioma. De todas formas me sorprende que se ataque a aquellas lenguas que se desconocen. Por ejemplo, hay mucha gente que dice que el valenciano es un dialecto o que los valencianos no sabemos hablar. Vale, perfecto, vamos a suponer que así sea; ahora bien, esas personas que dicen eso, a pesar de tener solamente un idioma, como es el castellano, no te creas que saben expresarse muy bien, es decir, hablan horriblemente y si se ponen a escribir ya ni te cuento ¡y eso que solamente tienen una lengua!

Maikel Urrutia dijo...

Vamos a ver:yo no escribo en chino el mensaje…lo hago en castellano.O sea, que no hay ningún problema en leer lo que escribo. Además,yo jamás le faltaría el respeto a nadie escribiendo en un idioma que no entiende. Pero a mí sí que se me ofende cuando se habla de “dialecto” refiriéndose a una lengua milenaria, que data de la época de los romanos. También he participado en foros en donde se escribía en castellano, y para finalizar el mensaje, a veces se usaban otras lenguas aparte del castellano y no pasa nada. Es cierto que he felicitado en general a todos, pero como comprenderás es lo correcto. Bueno, espero que os hayan dejado muchos regalos los reyes. Un saludo