lunes, 20 de octubre de 2008

Tú eres mi chiquitita

En ocasiones no sirven las palabras, es mejor no decir nada ¿Qué puedo decir que no te hayan dicho ya? En estos momentos solo recuerdo la elegía de Miguel Hernández, ese trozo de estrofa donde dice:


No perdono a la vida desatenta,
no perdono a la tierra ni a la nada.


Lo siento no sé o no puedo decir nada más. En una ocasión me dijiste que esta canción te gustaba. Escuchabas esperanza, ilusión y ganas de vivir. Si algún día puedes leer esto espero que disculpes la ausencia de algo mejor. Es lo único que puedo ofrecerte. Ni siquiera a mí me sirven tampoco las palabras.



5 comentarios:

Anónimo dijo...

sabes? a mi una vez me pasó lo mismo, si, eso de decir que a veces es mejor no decir nada. Siento discrepar contigo, siempre, siempre, hay posibilidad de decir algo.

saludos.

ah, anónimo=marta

Marino Baler dijo...

Hola Marta. El no saber decir nada es por el impacto de la noticia no esperada.

Un saludo.

Anónimo dijo...

gracias por tu aclaración. Al final tendré que darte la razón, porque así me he quedado con tu respuesta. "en blanco".

saludos.

Marta

Anónimo dijo...

Te envié mi apoyo por otro camino pero la falta de respuesta me hace pensar que no está operativo.

Sólo quiero que sepas que si lo necesitas sabes que puedes contar conmigo.

Un fuerte abrazo,

Luna.

Only dijo...

Ay, qué difícil es a veces que a uno le entiendan...
pero estoy segura de que la persona a la que va dirigido lo haría, seguro.
El resto, importan bastante menos.


Un saludo